Iglesia negra Islandia

Iglesia negra Islandia y glaciar Snaefellsjokull junto Hotel Budir del escritor español Jordi Pujolá.

En el folleto de Hotel Búdir en Snaefellsnes se lee: «Bienvenidos a otro mundo». Y no se equivoca demasiado. La península de Snaefellsnes en la zona noroeste de Islandia es otro mundo dentro del otro mundo que ya de por sí es Islandia.

Hoy un viaje por el Parque Nacional Snaefellsjokull. El glaciar volcán está dormido, pero su presencia es omnipresente. La nieve perpetua solo se fundirá cuando vuelva a entrar en erupción.
A continuación, la Iglesia negra que está enfrente del Hotel Búdir, el faro Svortuloft, los pérfidos acantilados de Saxhólsbjarg, el pueblo Hellnar con su cueva y cafetería con los mejores creps, la playa Skardsvík

¿Conoces la aldea llamada Búdir?

El pueblo Búdir, un campo de lava con salida al mar, fue antaño un próspero pueblo de comerciantes. En la actualidad, solo queda la iglesia negra y el Hotel Búdir. La región Staðarsveit a la que pertenece está muy próxima al Parque Nacional de Snaefellsnes.

Hotel Budir Islandia
El mejor hotel de Snaefellsnes

A modo de introducción, vivo en Islandia desde el 2013 y estuve por primera vez en 1999. Viajo constantemente y una de mis zonas favoritas es Snaefellsnes.

Decoración islandesa hoteles
Calidez del salón y telescopio

La Iglesia negra Islandia

Desde la ventana de la habitación de Hotel Búdir veo la impactante iglesia negra Islandia.

Y también el mayestático volcán glaciar Snaefellsjokull (Snæfellsjökull) que inspiró a Julio Verne.

¿Sabíais que debajo del glaciar Snaefellsjokull hay un volcán dormido?

Algunos dicen que aquí vive un dragón. Esta claro que alojarse aquí es una experiencia totalmente diferente. Se accede por un camino privado que se adentra en Búðahraun, un campo de lava que te hace sentir en un lugar antediluviano y remoto. Este acaba abruptamente en el mar, el único que pudo detener el magma candente.

¿Qué es Islandia?

Islandia es otro concepto de viaje. Es lo más parecido al fin del mundo. Y energía, mucha energía. Si vienes de una gran ciudad con mucho ruido y tráfico, al principio, te sentirás cansado. Tu cuerpo no está habituado al que debería ser su medio normal: la naturaleza.

La isla deshabitada

Lo primero que llama la atención de Islandia son vastas extensiones de terreno deshabitadas. Y, por supuesto, las montañas, los glaciares, los volcanes, los acantilados en los que los pájaros te reciben a grito pelado… ¡Intrusos!

¿La catástrofe natural a la vuelta de la esquina?

En segundo lugar, la sensación de caos. Ves una casa muy pequeña en la ladera de una montaña y a su lado una roca del tamaño de un meteorito gigante. Un corrimiento de tierra ha partido la montaña en dos y pueden encontrarse restos a muchos kilómetros de distancia, incluso en el mar como en Hvítserkur o los Fiordos del Oeste. En definitiva, es como si acabase de producirse una hecatombe hace 24 horas y tú eres el observador asombrado, pero no estás en el sofá frente al televisor. Es real, en Europa, a golpe de avión, en el S.XXI.

Unos dinosaurios llamados montañas

Tercero, la presencia permanente y magnética de las montañas. Te da la impresión de que siempre hubieran estado ahí, con sus caras triangulares, forma piramidal, cinceladas durante siglos por los glaciares, el hielo y el viento. Las cimas de cuernos afilados se ensartan en las nubes, que los días soleados forman sombras tenebrosas. Y caen vetas de nieve por los lados que les hacen parecer algún animal acebrado. En verano aún quedan casquetes: Nieve perpetua. En consecuencia, muchos islandeses que viven en el extranjero se sienten extraños cuando viven en ciudades sin montañas.

Los dominios del volcán glaciar Snaefellsjokull

Concretamente, el elemento que domina la península de Snaefellsnes es el fantástico glaciar y volcán Snaefellsjokull. Su forma y grabado me recuerda al diseño de un jersey lopapeysa.

Esta claro que el glaciar Snaefellsjokull es muy querido por los islandeses. Arriba hay un casquete parecido al de la famosa montaña Kirkjufell, en la misma zona.

Asimismo, otro asunto de vital importancia es que las montañas están muy cerca del mar y hay fiordos. En invierno, aunque el mar no se congela, la nieve cubre la costa de blanco y el reflejo en el mar es de una belleza prístina. Por cierto, el mar está lleno de vida: ballenas, focas, peces…

¿Cuál es la mejor zona de Islandia?

¿Por qué Snaefellsnes es uno de mis destinos favoritos en Islandia? Pues es una península de lo más salvaje que se va estrechando. Hay un momento muy emocionante que tienes la raya del mar a un lado (de un azul infinito) y la cordillera de volcanes al otro. Aquí es donde la presencia del glaciar se hace más mágica. Lo cierto es que te sientes muy insignificante, aunque vayas en uno de los fenomenales y seguros jeeps de Avis.

Desde luego, lo mejor es rodearla por la carretera de la costa (Útnesvegur) y cruzar el Parque Nacional.

Consejo de viaje al glaciar Snaefellsjokull Islandia

Por consiguiente, lo ideal es alquilar un coche y te paras donde quieres. Islandia es el país en el que quieres detenerte para hacer la foto en cada momento. Por eso, recomiendo viajes relajados. No trates de hacer demasiadas cosas o te pasarás el día en la carretera y no disfrutarás nada. Si te quedan cosas por ver, tienes excusa para volver en invierno y ver auroras boreales.

Islandia es contraste. Sales del hotel Búdir, caminas un poco y te encuentras con esta playa de lava. Los días de tormenta son extraordinariamente bellos.

Alojamiento en Hotel Búdir

Mi otra recomendación en Snaefellsnes es alojarte en un solo lugar e ir haciendo excursiones. Luego cena y relajación en el hotel. En mi viaje anterior, me hospedé en Stykishólmur, pero ahora, mi intención era estudiar la iglesia negra Islandia y las rutas de senderismo.

Por eso mi recomendación de lujo en Islandia es el tradicional Hotel Búdir, uno de los favoritos de los islandeses conjuntamente con Rangá (zona 5). Estos dos hoteles son muy especiales y diferentes del resto. No pertenecen a ninguna cadena o propietario extranjero y están aislados en plena naturaleza.

¿Dónde está la Iglesia negra Islandia?

La península de Snaefellsnes no está en la Cta. 1, te tienes que desviar por la Cta. 54. Es la zona 2 de mi ruta. Pero recuerda desviarte por la Carretera de la costa Útnesvegur (Cta. 574) para ir al Parque Nacional Snaefellsnes.

¿Cuántos días dedicar a la península Snaefellsnes?

Pues dos o tres para explorarla con calma e irte con la impresión de haber hecho el viaje de tu vida.

¿Qué hacer en Parque Nacional Snaefellsnesjokull Islandia?

Muchas cosas, sin embargo, en este viaje me dediqué a explorar con detenimiento:

  • La iglesia negra Islandia, Búdakirkja.
  • Parque Nacional Snaefellsjokull.
  • La aldea Hellnar y los mejores crepes de Islandia.
  • El faro Svörtuloft y los barrancos de Ondverdarnes.
  • La cala Skarðsvík es muy bonita y la ves de camino al faro.
  • Y rutas de senderismo, pescar o montar a caballo.
  • Catarata Bjarnafoss (la catarata de Bjarni) de 80 m altura y columnas de basalto. Está bajo el volcán Mælifell.
  • Para finalizar, relajarse en la piscina Lýsuhólslaug.

La iglesia negra Islandia Búdakirkja

La iglesia negra Islandia fue construida en 1703. Al principio, era una humilde pequeña cabaña con tejado de hierba.

El ritual fue tirar unas flechas por un hombre al que previamente se le había hecho girar en círculos y perder la orientación. La tercera flecha fue la que marcó dónde construirla. Reconstruida en 1951 y 1987. Es bastante diferente, pero sigue siendo pequeña y mantiene el estilo danés y alguna reliquia.

¿Cuál es el horario de la iglesia negra Islandia?

Si queréis entrar a la iglesia negra de Búdir o Búdakirkja, el horario es de 13h a 16h solo los miércoles. No obstante, lo más interesante de la iglesia es su situación privilegiada frente al glaciar, el perímetro del cementerio con murete de rocas y los caminos que conducen a la lava y el final de la península.

Hellnar Snaefellsnes Islandia

Al llegar a Hellnar, lo primero es ir al café  Fjoruhúsid y comer crepés. Es una casita casi al borde del precipicio. Además, las vistas son espectaculares. El horario de Fjoruhusid Hellnar: solo abre de junio a septiembre de 11 a 18 h (fin de semana hasta las 20 h).

Y esta es la cueva de Hellnar vista de cerca. A la izquierda, en la pared, los pájaros me vigilan.

También os recomiendo dar un paseo y explorar el bello camino de Ronda que lleva a Arnastapi. En un lado queda el mar y los barrancos y en el otro las montañas y el glaciar. Ideal para bajar los creps. En vacaciones nos pasamos el tiempo comiendo o planeando la comida siguiente.

Asimismo, aconsejo asomarse a la costa. En el mar hay peñascos debidos a las avalanchas, terremotos y desprendimientos.

Piscina Geotermal Lýsuhólslaug

Es especial porque Lýsuhólslaug no contiene cloro y el agua es verdosa por la presencia de minerales y una alga llamada Chlorella que tiene propiedades curativas. Por supuesto, también dispone de 2 jacuzzis a 38 y 42ºC respectivamente. El agua huele ligeramente a hierro. ¿Quieres saber cuáles son las costumbres de los islandeses?

Hotel Búdir Islandia Snaefellsnes

El hotel original es de 1947, fue el favorito de Halldór Laxness y Johannes Kjarval, entre muchos artistas. En el 2001 el Hotel Búdir se incendió y se construyó nuevo.

En definitiva, Hotel Budir es la única base de operaciones entre la iglesia negra Islandia y el glaciar Snaefellsjokull. Recomiendo alojarse aquí y cenar en su restaurante. ¡Ya estoy pensando otra vez en la comida! Es una experiencia única.

El faro Skálasnagi y Svörtuloft

Muchos naufragios ha presenciado este famoso faro de Snaefellsnes que tiene 2 nombres. Svortuloft para los que están en tierra y Skálasnagi para los que están en el mar. El faro está situado al borde de los barrancos de Saxhólsbjarg.

En síntesis, el faro Snæfellnes (1914) original era de hierro, se iluminaba con gas y media 10m de altura. Este nuevo faro (1931) funciona con energía solar, fue diseñado por el ingeniero Benedikt Jónasson y mide 12,8m.

Asimismo, es interesante ver el acantilado y el puente de piedra que se derrumbó en 1973. Ahora queda el arco que veis en la foto de abajo.

Mirad las fotos, no cuesta mucho imaginarse por qué naufragan los barcos aquí cuando hay temporal.

Y los islandeses, cuando Islandia era pobre, se colgaban con cuerdas y bajaban al acantilado para coger huevos y pájaros. Huelga decir que también hubo bastantes accidentes.

Rutas de senderismo que salen de la iglesia negra Islandia

Esta zona se llama Búðahraun por los campos de lava. Hraun significa lava en islandés. Desde luego, brinda una gran oportunidad de hacer senderismo en el Parque Nacional de Snaefellsnes.

Así pues, hay rutas de varios tipos y duraciones y el terreno es bastante llano.

En conclusión, da gusto bajarse del coche y entrar en contacto con la naturaleza directamente. Esto es algo obligatorio que debes hacer en Islandia. Parar, meditar, sentir, oler… No todo es gasolina, estaciones de servicio y poner una cruz en tu hoja de ruta. Ser un viajero es muy diferente. No pierdas tu oportunidad si viajas a Islandia.

  • Klettsgata: paseo por el campo de lava que conduce al cráter Budarklettur y la cueva Budahellir (2-3 horas ida y vuelta). Grado de dificultad fácil.
  • Segundo, Jardargatan (2 horas).
  • Luego, Frambudir (1/2 hora)
  • El camino de Ronda hasta Arnarstapi y Hellnar (6-8h). Grado dificultad medio alto.

No obstante, por la carretera encontraréis señales que indican otros caminos para senderistas.

Iglesia negra Islandia es otro artículo de Jordi Pujolá.

Para finalizar, preguntas frecuentes Islandia.

Related posts

Todoterreno de lujo para Islandia
Blog Islandia
Jordi Pujolá

Jeep en Islandia

Jeep en Islandia, un artículo del escritor Jordi Pujolá. Aquú nos encantan los jeeps, es el coche favorito de los islandeses. En seguida te explico

Hofsos Islandia piscina
Islandia
Jordi Pujolá

Piscina Hofsós Islandia

Piscina Hofsós Islandia de Jordi Pujolá, escritor español en Reykjavík. Un viaje al norte de Islandia con todoterreno de Avis Islandia. La piscina Hofsós Islandia

Islandia
Jordi Pujolá

Selfoss Islandia

Selfoss Islandia es un artículo de Jordi Pujolá, escritor español en Reykjavik. Y sígueme en Instagram. En primer lugar, Selfoss es la capital del sur

There are 3 comments

Deja un comentario